martes, enero 10, 2006

¿Indigno?















En pedir no hay engaño.

Me humillaría por ti mil veces más, pero no al punto de resultar indigno.
Si así fuera, ya no sería el mismo que amabas.

Provocaste daño con tus acciones, tus palabras, tus pensamientos y tu instinto...

Pero ¿puedes negar que fue lo más estúpido que has hecho? Si así fuera no te pediría que lo reconsideres.

No esperaría llorar en tus manos... no esperaría a que vieras mi pena correr degradada por tus labios que no dicen nada....

Pero confío en tu mirada que no miente aunque quisiera.

Provocaste el daño...pero puedes repararlo.

Cobardía sería entregarte a la distancia sin haber golpeado las puertas correctas... sin haber entregado el alma en esta guerra de mentiras asesinas.

¿Indigno porque pido tu regreso?

No.

Me humillaría una y mil veces, pero no al punto de resultar indigno.
Si así fuera ya no sería el mismo que te ama.

Nuestro amor dignifica.

1 comentario: